miércoles, 24 de octubre de 2007

andando por hong kong

me paso el dia andando. de vez en cuando, paro a tomar algo, escribir un poco, leer. y tomar muchas fotos. la mayoria muy malas, supongo que las fotos buenas no salen asi porque uno quiere. hay que buscarlas, y esperar, tanto con una buena camara como con una camara regular.

estas son algunas de las cosas que he ido escribiendo en mi libreta, asi, sin editar ni nada.

RAW.

hong kong es una ciudad de proyectos logisticos asombrosamente prodigiosos. el metro es una maravilla, para muchos transbordos solo tienes que ir al anden de al lado, porque los trenes de una misma linea van uno encima del otro, de modo que la otra linea puede ir paralela por el anden contiguo. el aeropuerto es otro prodigio, como no tenian espacio en la isla, pues construyeron una isla artificial para meter encima el nuevo aeropuerto. por no hablar del puerto, el que tiene mas trafico del mundo...

sin embargo, la ciudad es urbanisticamente un desastre. apenas hay parques (de hecho los que hay son herencia de la colonizacion inglesa), las avenidas brillan por su ausencia, y los edificios parece que se construyan a salto de mata, sin planificacion alguna. son feos y muchos se caen de viejos, porque nadie se encarga de rehabilitar las fachadas. y la contaminacion, acustica y ambiental, es insoportable.

ruido, humo, olores, calor expulsado de los edificios con el aire acondicionado a tope, aglomeraciones de gente, semafaros que emiten un pitido para los ciegos del que acabas hasta las narices. los coches que te vienen por todos lados, el tranvia, los carromatos. ni una puta bici, ni una. y motos con los dedos de la mano las cuento. ni perros.

un tipo tocando la armonica, me giro y se le caia la piel, y tenia el ojo hundido, y era manco. mi novia me dice que se trata de una venganza de la mafia seguramente. a mi me ha deprimido bastante, estaba tirando unas fotos y lo he visto y me ha gustado lo que tocaba, y sin embargo es repugnante mirarle a la cara.

las librerias (las que no forman parte de una cadena o franquicia) suelen estar en los pisos o en los sotanos. el alquiler a pie de calle es demasiado caro para una libreria. sin embargo es algo que me gusta, parecen lugares mas intimos y recogidos del mundo exterior.

lo que no entiendo es como sobreviven algunas tiendas. en el soho, donde se encuentran los restaurantes, bares, galerias y locales mas "in", he encontrado una tienda que mas que tienda parece un almacen de retales de ropa. manteles, telas,... en una especie de garaje con suelo de cemento, unas sillas, y unas mujeres.

en los lavabos del IFC, el tercer edificio mas alto del mundo, no se tira de la cadena. el proceso es automatico, supongo que hay un sensor de movimiento o temporal. el caso es que ahi estaba yo evacuando, y el aparato va trabajando a su rollo, y cuando terminas no sabes si has cagado o no porque todo esta tan limpio como cuando te has sentado. os juro que da un rollo muy raro, de verdad.

el maestro de feng-shui de mi novia, que se encarga de estudiar su puesto de trabajo y su casa, tuvo que darle el visto bueno al apartamento que ella acaba de alquilar. si el tipo dice que no, mi novia no lo alquila. en fin. el tipo dice que el apartamento esta bien, pero que debe tener siempre cerrada la puerta del lavabo. asi que mi novia me pega la bronca cada vez que la dejo abierta, y me dice que es por el feng-shui, y por el mal olor. y me hace gracia la doble motivacion.

hablando de feng-shui, el otro dia en casa tire sin querer un monigote rojo al suelo, y mi novia me pega la bronca de nuevo. no se ha roto nada, pero resulta que el monigote esta ahi por motivos de feng-shui. yo la verdad, respeto el tema feng-shui, pero lo que no entiendo es porque se tiran trabajando jornadas de 18 horas seguidas. digo yo que no puede ser bueno para el feng-shui. por suerte parece que toman conciencia, y el 27% de la poblacion activa de hong-kong, en una reciente encuesta que leo hoy en el periodico, afirma estar dispuesta a irse a vivir a otra ciudad para disfrutar de mejores horarios de trabajo.

y bueno me voy a dormir. sin acentos, y sin enyes, pero en directo, desde el otro lado del mundo y tan solo para que ustedes lo lean y lo disfruten.

6 comentarios:

  1. Me parece haber estado ahi...

    ... aunque sea sólo porque estubiste tu.

    ResponderEliminar
  2. Tzar Yen tu (pioje)6:21 p. m.

    m'agraden aquestes observacions que fas. de fet, a mi també em va sorprendre que no hi haguéssin gaires gossos. Potser estàn fent "uiiiiiiii".

    Abraçades accentuades!!!

    ResponderEliminar
  3. bé, rovi, bé, m'agrada llegir-te de flanneur perplex, una abraçada transpacífica

    ResponderEliminar
  4. Querido hermanito,
    ya sabes que no acostumbro a comentar. Tal vez sea porque no quiero dejarme ver demasiado por aquí (así ni tú mismo sospecharás que te leo a menudo) o simplemente porque no tengo nada que decir. Es triste... Sin embargo, el tenerte lejos, el no saber de ti (a pesar de tus telegráficos mensajes, QUE SÍ... QUE RECIBIMOS..!) me ha empujado a participar activamente en tu blog y a decir unas palabras.
    El tema del feng-shui me ha parecido fascinante. Es muy curiosa la creencia de que la disposición de los muebles o de las habitaciones de una casa puede interferir radicalmente en tu felicidad y en tu armonía o paz interior. Pensándolo bien, seguramente las personas que han estudiado esta disciplina tengan razón en muchos aspectos y su trabajo esté bien fundado. Sin embargo, creo que, como apuntas tú, un exceso de feng-shui puede dañar la serenidad de cada uno. Imaginemos a una persona obsesionada con el tema, que se pasa todo el día comprobando que todo esté orientado según los cálculos de su maestro. Yo pienso que esta persona, más que estabilidad, puede llegar a caer en una especie de trastorno obsesivo-compulsivo que se le haga crónico. Como el mío. Ya me empieza a preocupar esto de ir saltando siempre el mismo escalón pasando el dedo por la barandilla...Jejeje
    Lo que quiero dejar claro es que a menudo nos empeñamos en ordenar nuestras vidas, en orientarlas hacia el punto adecuado, y durante el proceso olvidamos que mientras hacemos todo esto la vida pasa, la vida vive... A veces queremos trazar el camino, dibujar los límites de la calzada con una regla y un compás, milimétricamente. Sin embargo, no nos damos cuenta de que "se hace camino a andar". De que cada paso nos puede llevar hacia un lugar inesperado, a veces maravilloso. Si calculamos nuestras zancadas y no nos dejamos llevar por la fuerza del viento de nuestro corazón, nunca llegaremos a esta situación de equilibrio, de perfecta armonía. Una situación en la que ya no buscamos este equilibrio porque, sin darnos cuenta, ya lo tenemos . Una situación en la que deseamos lo que tenemos. Aunque no tengamos lo que deseábamos.

    Se me acaba el rollo. Espero que estés bien, que seas feliz, que no calcules, que no pieneses en nada más que amar.

    Un beso fuerte

    ResponderEliminar
  5. si es que mi hermana es la mejor... tremendo comentario, gracias!

    ya estoy de vuelta, por cierto...

    ResponderEliminar
  6. Anónimo11:52 a. m.

    sin necesidad de que te lo diga googleanalytics, te cuento que tropece contigo buscando antiguos estudiantes en HK. Fascinante ciudad que veo desde cerca, desde otro pais del sudeste asiatico...Asia en estado puro. Y aqui estoy en un GMT+8, leyendo y leyendo a un fruitman q me ha atrapado desde tan lejos.
    Espero que disfrutaras HK con los cinco sentidos. No se merece menos.

    ResponderEliminar