jueves, 8 de marzo de 2007

El barón rampante

"Cada día Salim Hossen Gaus, un carpintero de Bangladesh de 25 años, sube 30 metros de altura para refugiarse en la precaria plataforma de madera que se ha construido en la cima de una palmera. El motivo, alejarse del mundanal ruido.

Como si del protagonista de la novela de Italo Calvino El barón rampante se tratara, Salim Hossen Gaus se pasa las horas muertas en lo alto del árbol leyendo sus libros favoritos, escribiendo y escuchando el canto de los pájaros, según él mismo ha reconocido a la agencia de noticias France Presse.

Sin embargo, la familia de este Cosimo moderno no aprueba su original iniciativa. Se quejan de que así elude sus obligaciones diarias."

(texto y foto de elpais.com)



Querido Salim, mis respetos y saludos más sinceros. Y que sigas leyendo, escribiendo y escuchando el canto de los pájaros.

3 comentarios:

  1. Anónimo5:45 p. m.

    els meu respecte i sana enveja ...

    ResponderEliminar
  2. Anónimo11:35 a. m.

    ei molt bo lo de les 6 en punt... molts pebrots...

    ResponderEliminar
  3. el què de les 6 en punt? tinc una memòria volàtil (fumo massa :) i no recordo a què et refereixes...

    ResponderEliminar